Como LlegarEl TiempoTeléfonos de InterésTransportesSanidadEnlaces de Interés
Excmo. Ayuntamiento de Motril
viernes, 24 octubre 2014
Excmo. Ayto. de Motril » ... » ... » Tramitación General de Empresas » Formas Jurídicas » Sociedad Cooperativa
Sociedad Cooperativa

Concepto

La sociedad cooperativa, a diferencia de las sociedades mercantiles, se presenta como una asociación de personas físicas o jurídicas que, teniendo intereses o necesidades socio-económicas comunes, desarrollan una actividad empresarial, imputándose los resultados económicos a los socios, una vez atendidos los fondos comunitarios, en función de la actividad cooperativa que realizan. Se presenta pues, como una sociedad de marcado carácter social cuyo objeto es facilitar a sus socios determinados bienes o servicios al precio mínimo posible (cooperativas de consumo), o retribuir sus prestaciones al máximo posible (cooperativas de producción).

 

Escrituras y Estatutos

Constitución formalizada en escritura pública y su posterior inscripción en el Registro de Cooperativas correspondiente para las cooperativas cuyo ámbito de actuación se circunscriba exclusivamente para Andalucía.

En la escritura de constitución de una sociedad cooperativa se expresará:

  • La identidad de los otorgantes y promotores, Documento Nacional de Identidad o documento equivalente, si éstos fueran personas físicas, o la denominación o razón social y Número de Identificación Fiscal, si fueran personas jurídicas, y en ambos casos la nacionalidad y el domicilio.
  • Manifestación de la voluntad de fundar una cooperativa de la clase de que se trate.
  • Manifestación de los otorgantes de que todos los promotores reúnen los requisitos necesarios para adquirir la condición de socios de la cooperativa que se constituye.
  • Manifestación de los otorgantes de que todos los promotores han suscrito la aportación mínima para ser socio y la han desembolsado al menos en la proporción exigida estatutariamente. A este fin deberán incorporarse a la escritura los resguardos acreditativos del depósito en entidad de crédito por dicho importe.
  • Manifestación de los otorgantes de que el importe total de las aportaciones al capital suscritas por los promotores no es inferior al capital mínimo fijado en los Estatutos Sociales.
  • Los Estatutos Sociales.
  • Los nombres y apellidos de las personas físicas, o la denominación o razón social si fueran personas jurídicas, designadas para ocupar los cargos de los órganos sociales necesarios y, en ambos supuestos, su nacionalidad y domicilio y, en su caso, los datos correspondientes a los auditores de cuentas e interventores de la cooperativa. En la escritura deberá hacerse constar la aceptación de sus cargos y la declaración de los mismos de no hallarse incursos en ninguna prohibición o incompatibilidad para su ejercicio.
  • Declaración de que no existe otra cooperativa con idéntica denominación, adjuntándose para su incorporación a la escritura pública las certificaciones originales sobre denominación no coincidente expedida por el Registro de Cooperativas de la Comunidad Autónoma de Andalucía.
  • Valoración de las aportaciones no dinerarias realizadas o previstas, acompañada en su caso, del informe o informes emitidos por los expertos independientes.
  • Cuantía aproximada de los gastos de constitución de la cooperativa, efectuados o previstos hasta su inscripción.

Los estatutos sociales deberán regular como mínimo las siguientes materias:

  • La denominación, el domicilio, la duración y el ámbito territorial de actuación de la cooperativa.
  • El objeto social de la cooperativa.
  • El régimen de responsabilidad de los socios por las deudas sociales en el caso de que se establezca como adicional o ilimitada.
  • Las clases de socios, los requisitos objetivos para la admisión de los mismos y las causas de baja justificada.
  • Las condiciones para ingresar como socio de trabajo de los asalariados de la cooperativa y el módulo de participación que tendrá en los derechos y obligaciones del socio
  • Los derechos y deberes del socio, indicando necesariamente la obligación de participación mínima en las actividades de la cooperativa.
  • Las normas de disciplina social, fijando las faltas leves, graves y muy graves; las sanciones, el procedimiento disciplinario, los recursos y la pérdida de la condición de socio.
  • Las normas sobre composición, funcionamiento, elección y remoción de los órganos sociales.
  • El capital social mínimo.
  • La aportación obligatoria inicial para ser socio y la parte de la misma que debe desembolsarse en el momento de la suscripción, la forma y plazos del resto, así como las clases y requisitos de las demás aportaciones que puedan integrar el capital social.
  • La fecha de cierre del ejercicio económico cuando no coincida con el año natural y las normas de distribución de los resultados del ejercicio.
  • Las causas de disolución de la cooperativa y las normas para su liquidación.

Características

1.- Socios

Las cooperativas pueden ser de primer grado, con un mínimo de tres socios, cuando sus socios son personas físicas o jurídicas, y de segundo o ulterior grado cuando están constituidas por dos o más cooperativas de la misma o distinta clase. A su vez, las cooperativas de primer grado se clasifican en:

  • De trabajadores asociados: cooperativas de trabajo; de iniciativa social y de comercio ambulante.
  • De apoyo empresarial: rural (cooperativas agrarias y de explotación comunitaria), general (cooperativas de servicios empresariales) o financiero (cooperativas de crédito y de seguros).
  • De autoayuda consumidora: cooperativa de consumidores; de escolares; y de viviendas.
  • De sectores o funciones sociales especiales: cooperativas de enseñanza; sanitarias; de transporte; de integración social; e integrales.

2.- Capital social

El capital social no puede ser inferior a 1.804 euros; excepto para las cooperativas de escolares que podrá ser de cualquier cuantía.

El importe total de las aportaciones de cada socio no podrá exceder del cuarenta y cinco por ciento del capital social en las cooperativas de primer grado.

Las aportaciones se acreditarán mediante títulos nominativos, que en ningún caso tendrán la consideración de títulos valores, numerados correlativamente, pudiendo emitirse títulos múltiples.

Las aportaciones se realizarán en moneda de curso legal y si lo autoriza la Asamblea General, también podrán consistir en bienes y derechos evaluables económicamente.

Los administradores responderán solidariamente frente a la cooperativa y frente a los acreedores sociales de la realidad de las aportaciones y del valor que se les haya atribuido a las no dinerarias.

Los estatutos sociales fijarán la aportación obligatoria para ser socio de la cooperativa. Podrán prever que su cuantía sea igual para todos o proporcional a la actividad cooperativizada desarrollada o comprometida por cada socio.

3.- Responsabilidad

Los socios no responderán personalmente de las deudas sociales, salvo disposición en contrario de los estatutos, en cuyo caso se indicará el alcance de la responsabilidad.

Existirá un fondo de reserva obligatorio destinado a la consolidación, desarrollo y garantía de la cooperativa; un fondo de reserva voluntaria que tiene como finalidad reforzar el anterior, y una reserva de educación y promoción, con la finalidad de desarrollar acciones formativas para los socios y trabajadores.

4.- Órganos Sociales

  • Asamblea General. Formada por los socios cooperativistas.
  • Consejo Rector. Cuando el número de socios de la cooperativa no sea superior a diez, y los estatutos así lo prevean, podrá existir un administrador único o dos administradores que actuarán mancomunada o solidariamente.
  • El Director. La Asamblea General o, si los estatutos no dispusieran otra cosa, el Consejo Rector, podrán acordar la existencia de un director de la cooperativa con las facultades que legalmente se le confieran.
  • Interventores. La cooperativa tendrá un máximo de seis interventores titulares que serán elegidos por la Asamblea General con una función fiscalizadora.
  • Interventores. La cooperativa tendrá un máximo de seis interventores titulares que serán elegidos por la Asamblea General con una función fiscalizadora.

Fiscalidad

Las sociedades cooperativas tributan a través del Impuesto sobre Sociedades y no pueden acogerse al Régimen Simplificado ni al del Recargo de Equivalencia del Impuesto sobre el Valor Añadido.

Dentro del régimen fiscal de las cooperativas conviene distinguir:

  • Cooperativas no protegidas: tienen tal consideración las entidades que no se ajustan a los principios y disposiciones de la Ley 27/1999 o de las Leyes de Cooperativas de las Comunidades Autónomas, así como aquellas que pierdan la condición de cooperativa fiscalmente protegida. Las cooperativas no protegidas tributan en el Impuesto sobre Sociedades al tipo general del 35% por la totalidad de su resultado.
  • Cooperativas protegidas: estarían englobadas en esta categoría las cooperativas que se ajusten a las disposiciones de la Ley 27/1999 o de las leyes forales y no incurran en ninguna de las causas de exclusión establecidas en las mismas. Estas entidades gozan de los siguientes beneficios fiscales:
    • Están exentas en el Impuesto sobre Transmisiones Patrimoniales y Actos Jurídicos Documentados respecto de los actos de constitución, ampliación de capital, fusión y escisión, constitución y cancelación de préstamos, adquisición de bienes y derechos que se integren en el fondo de educación y promoción para el cumplimiento de sus fines.
    • Bonificación del 95% de la cuota y recargos en el Impuesto sobre Actividades Económicas.
    • Bonificación del 95% de la cuota y recargos en el Impuesto sobre Bienes Inmuebles que grave a los bienes de naturaleza rústica de las cooperativas agrarias y de explotación comunitaria de la tierra.
    • Impuesto sobre Sociedades: aplicación de un tipo impositivo reducido del 20% para la base integrada por los resultados cooperativos y el tipo general del 35% para los resultados extracooperativos. Además gozan del beneficio fiscal de libertad de amortización para los elementos patrimoniales nuevos adquiridos dentro de los tres años siguientes a la inscripción de la cooperativa en el Registro de Cooperativas del Ministerio de Trabajo o de la Comunidad Autónoma, siempre que tengan la consideración de activos fijos.
  • Cooperativas especialmente protegidas: son las cooperativas de primer grado que tengan la consideración de cooperativas protegidas y pertenecen a alguno de los siguientes tipos: cooperativas de trabajo asociado, cooperativas agrarias, cooperativas de explotación comunitaria de la tierra, cooperativas del mar, y cooperativas de consumidores y usuarios.

Este tipo de cooperativas además de gozar de los mismos beneficios fiscales que las anteriores disfrutan de beneficios adicionales:

  • Exención del Impuesto sobre Transmisiones Patrimoniales y Actos Jurídicos Documentados en las operaciones de adquisición de bienes y derechos destinados directamente al cumplimiento de sus fines sociales.
  • Impuesto sobre Sociedades: bonificación de un 50% sobre la cuota íntegra. Además en las cooperativas de trabajo asociado la bonificación es del 90% cuando cumplan los requisitos establecidos en la ley.

Ventajas e Inconvenientes

Las principales ventajas de las cooperativas son:

  • Responsabilidad limitada a la participación social.
  • Acceso a subvenciones para empresas de Economía Social.
  • Tributan al 20% en el I.S y está exenta de I.T.P.A.J.D, en su constitución y ampliación de capital.
  • Posibilidad de escoger el régimen de Seguridad Social de los socios.

Como inconvenientes se pueden señalar:

  • Exige alto grado de compenetración y confianza entre los socios.
  • Trámites de constitución complicados y costosos.

Normativa

Las cooperativas se regirán por lo establecido en la Ley 27/1999, de 16 de julio, General de Cooperativas, cuando su ámbito de actuación sea nacional o abarque varias comunidades. Cuando la cooperativa desarrolle su actividad exclusivamente en el territorio de la Comunidad Autónoma de Andalucía, se regirá por las leyes pertinentes de la Comunidad. También existen leyes particulares de cooperativas en muchas otras comunidades autónomas.

(C) Excmo. Ayto. de Motril. Plaza de España, 1 18600 Motril ( Granada ). Tlfno: 958 83 83 00